Universitaria trujillana que iba a casarse con el narco

Share:

Vania-Ximena--Orrego-Cruz

Joven trujillana de 22 años presentó documentos para boda con mexicano involucrado en el caso de los 7 toneladas de droga. 

 

La Policía y la Fiscalía investigan exhaustivamente los nexos que involucran a las ocho personas tenidas, a raíz de la incautación de  las más de 7  toneladas de cocaína encontradas en el almacén de Huanchaco, entre ellos los mexicanos Rubén Larios Cabadas y Josef Gutiérrez León.

 

Por declaración del propio abogado de los extranjeros detenidos, Carlos Cabrejos, Rubén Larios estaba a punto de contraer matrimonio con una bella joven trujillana, de 22 años.

 

Pero ¿Quién es la mujer que podría tener relación con el caso de la droga camuflada dentro de piedras de carbón? Precisamente, el 25 de agosto se publicó el edicto matrimonial del mexicano y la trujillana, ambos se iban a casar en la comuna de Huanchaco.

 

Vania Ximena  Orrego Cruz, estudiante de una universidad privada, sería notificada por el Ministerio Público para brindar declaraciones; en los trámites legales solo faltaban los documentos de Rubén Larios, este debía presentar certificado médico, constancia de soltería y domicilio, pero fue detenido por la Policía.

 

En el municipio de Huanchaco confirmaron la intensión que tuvo el mexicano, hasta allí llegó, canceló el derecho de trámite en la Oficina de Registros Civiles y entregó su pasaporte de extranjería; aseguró llevar los demás requisitos en los días posteriores.

 

Por el momento, Vania Orrego permanece inubicable, en su registro de Reniec aparece la dirección del departamento ubicado en la Avenida Juan Pablo II, donde vive su padre, quien negó saber de ella pues hace años no tienen ningún tipo de comunicación.

 

Aseguró que ni siquiera conoce a su nieto de dos años, hijo de Vania con su expareja, a los 15 años se fue a vivir con su madre en una casa alquilada de la Av. Trupal, sin embargo allí tampoco fue ubicada. Ella trabajaría como anfitriona y promotora de empresas.

 

Miguel Osorio sostuvo que ninguna persona en su sano juicio estaría involucrada en un tema delictivo, por lo que presume que su la joven haya sido contactada para pactar un matrimonio arreglado a cambio de dinero.

 

La defensa de los implicados aseguró que Rubén Larios vino a Trujillo a casarse y Josef Gutiérrez León era uno de los amigos invitados a la boda.

 

Vania Orrego sería una testigo importante para determinar los vínculos establecidos por Rubén Larios en torno a uno de los golpes más importantes al narcotráfico, cuya mercadería iba a ser exportada a Europa.

 

Siguiendo este complejo caso, cuatro magistrados de la Fiscalía Especializada  en Criminalidad Organizada llegaron ayer desde Lima y se instalaron en el Complejo Policial de San Andrés, su primera acción fue interrogar a los detenidos.

 

El trabajo coordinado se realiza junto a la Dirección Nacional Antidrogas (Dirandro) y la Fiscalía Especializada en Delitos de Tráfico Ilícito de Drogas de Trujillo. (Satélite).

Comentarios

Previous Article

Organizan el “II Encuentro de Escritores de La Libertad”

Next Article

Conoce el extraño caso de Alana, la joven con tres padres biológicos

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

two × 1 =