Resto Bar Lúdica clausurado y Big Bar infraccionado

La Municipalidad Provincial de Trujillo ha clausurado temporalmente un bar y ha infraccionado a otro, ambos por funcionar sin autorización municipal, durante un operativo inopinado llevado a cabo por la Gerencia de Seguridad Ciudadana y Defensa Civil y la Subgerencia de Licencias y Comercialización, en el marco del plan “La Hora Trujillo”.

El establecimiento clausurado es el Resto Bar Lúdica, ubicado en la avenida Juan Pablo II, manzana 5, lote 01, en la jurisdicción de la urbanización Los Rosales de San Andrés, administrado por María Solange Ramírez Villanueva, el mismo que ha sido sancionado con dos multas de 1 950 y 5 530 soles, que suman un total de 7 505 soles, por carecer de licencia de funcionamiento y certificado de defensa civil.

El negocio infraccionado es el Big Bar, situado en la intersección de las avenidas Prolongación César Vallejo y Los Diamantes, en la jurisdicción de la urbanización La Rinconada, conducido por Sarita Maribel Ticlia Murga, sancionado con una multa de 1 975 soles por no tener licencia municipal de funcionamiento.

Durante la labor de fiscalización se han visitado otros establecimientos comerciales que han mostrado sus autorizaciones correspondientes en orden, de acuerdo a la legislación municipal, según pudieron constatar los fiscalizadores, quienes por este hecho han felicitado a los administradores de los negocios.

El operativo se ha realizado entre las seis de la tarde y nueve de la noche de este miércoles, con la participación de fiscalizadores de las subgerencias de Licencias y Comercialización y de Defensa Civil, así como de agentes ediles, al mando del gerente de Seguridad Ciudadana y Defensa Civil de la Municipalidad Provincial de Trujillo, David Figueroa Armas, y el subgerente de Seguridad Ciudadana, Fernando Armas Mejía.

Comentarios

Déjanos un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

three × 5 =