Histórico Hospital Regional lo quieren concesionar a empresa privada.. Por: Mg. Jorge Apolitano Rodríguez

HISTORICO HOSPITAL REGIONAL

Me llamo la atención las declaraciones de la primera autoridad del Gobierno Regional, al declarar y aclarar a los representantes de la Federación Medica Peruana de La Libertad, que el hospital Regional Docente de Trujillo no será privatizado, sino seria  concesionado  a una empresa privada.

 

La denominada concesión es una estrategia de privatización. En otros estados capitalistas son sinónimos. Si nuestras autoridades regionales, locales, las organizaciones civiles y la población aceptan “modernizar” o “mejorar” este nuevo “proyecto” del  hospital Regional, aceptan estas condiciones, el  camino a la privatización.

 

El servicio de salud debe tener disponibilidad, accesibilidad y calidad para  todos los integrantes de la comunidad, sin importar su condición económica, porque es un derecho inherente de las personas. Es el deber del estado de proteger a sus ciudadanos y no abandonarlas y no entregar los servicios de  la salubridad a los grupos de poder.

 

El derecho a la salud, está prescrito en el Art. 7 de la Constitución Política del Estado. La doctrina los viene reconociendo como derechos humanos y efectivamente lo son. La Organización Mundial de Salud exhorta a los estados a contribuir a la promoción y defensa.

 

Un estado democrático, los pilares para un desarrollo integral de su población es dar prioridad al sector salud y educación. Un ser humano sin salud buena no es nada y sin educación vivirá siempre en la ignorancia y un ser sin cultura. El gobernante regional confunde que la salud es una carretera, son puertos, aeropuertos, transporte y otros que si se requiere grandes inversiones, las cuales el Estado no siempre tiene la capacidad de realizarlas.

 

Las personas que se encuentran en estado de pobreza se enferman más, debido a las condiciones precarias tanto alimentarias, sanitarias, habitacionales, falta de información, condiciones ambientales negativas, etc.

 

La desigualdad social genera que las personas de menores recursos, sean los que tengan mayor dificultad para acceder a la salud, ya que si no es por servicios de salud gratuitos estatales no pueden utilizar otros.

 

Esta tesis tiene que entender la autoridad regional, que deben luchar  y buscar con las instituciones vivas un mejor presupuesto para que este histórico nosocomio sirva para los que tienen menos recursos.

 

La salud pública en los países subdesarrollados tiene graves carencias como hospitales y centros médicos superpoblados y por ende grandes demoras para ser atendidos, falta de insumos e infraestructura adecuada, insuficiente cantidad de profesionales, etc. Toda esta realidad hace que los pobres se vean muy afectados en su salud y efectividad de tratamientos y de recuperación por una patología.

 

La pobreza y la mala salud acortan la expectativa de vida de niños, madres, ancianos, hombres y jóvenes, así como disminuye notablemente la calidad de la misma. Para el gobierno nacional y regional,  debe ser una prioridad la salud pública en todos sus aspectos preventivos como paliativos. Debido a que el derecho a la salud es un derecho humano de gran importancia y alcance, ya que protege la propia vida

 

Por estas razones es nuestra lucha, miren Arequipa, Chiclayo, Piura, Cuzco y otras ciudades,  tienen grandes hospitales de Minsa, así como de Essalud, porque sus autoridades se olvidan de lo político y trabajan en forma conjunta por el bien común de la sociedad y exigen al Gobierno Central cumplan su rol, no descuidar la salud, destinando mejores presupuestos para los médicos que están 90 días de huelga y mejorar la infraestructura de los nosocomios, específicamente del Hospital Regional Docente de Trujillo.

 

Comentarios

Déjanos un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *