Cierran compuertas de canales para evitar desbordes en Moche


Intentan mitigar daños a cultivos y ciudades.

Ante las afectaciones a la infraestructura de riego y a los agricultores de las comisiones de usuarios de Santo Domingo, El Moro, Vichanzao, Mochica Alta, Quirihuac, Poroto, Simbal y Samne que han perjudicado a más de tres mil hectáreas por los desbordes de las quebradas San Idelfonso, El León, El Castillo y Avendaño, la Junta de Usuarios de Moche ha ordenado no atender la entrega de agua a sus usuarios y cerrar las bocatomas y compuertas de los canales del río Moche, mientras duren las lluvias en la parte costa.

«El ochenta por ciento de la infraestructura de riego está deteriorada; en Samne, Poroto y Vichanzao están devastados. Por eso, hemos tomado la medida preventiva de cerrar las tomas del río para evitar los traspases de los canales y la colmatación con arenas, barro y vegetación que arrasan las aguas y bocatomas por la fuerza de corriente», dijo el presidente de la Junta de Usuarios de Moche, Américo Contreras Méndez, indicando que el agua que está en los canales es producto de las aguas que discurren de las quebradas, más no del río, y que el cierre de compuertas durará hasta el domingo 19 de marzo.

Señaló que, mientras dure esta medida de prevención para evitar los quiebres de los canales en puntos críticos, la Junta de Usuarios ha ordenado a su personal técnico levantar un diagnóstico situacional de los daños de las precipitaciones pluviales, avaluarlos, priorizarlos y, con esta información, determinar el presupuesto para atender los trabajos a ejecutar en los canales de riego, las tomas principales y en el cauce del río Moche.

«Los desbordes del río Moche, también, constituyen un serio problema, pero que los propios pobladores lo han generado, porque han desbastado la vegetación natural que operaban como defensas vivas del cauce del río; otro inconveniente son las invasiones de la faja marginal del río para la siembra de cultivos y que los traficantes de tierras no tienen escrúpulos para engañar a los incautos vendiéndoles las propiedades del Estado», agregó Contreras Méndez.

Las medidas de mitigación están referidas, básicamente, a brindar atención inmediata a las zonas de mayores daños, utilizando mano de obra, y maquinaria en los casos necesarios, asimismo, acotó que la coordinación con la Empresa Agroindustrial Laredo ha sido valiosa para afrontar los fenómenos de la naturaleza y lograr que los cultivos sean atendidos a tiempo para obtener una cosecha normal, tanto a nivel empresarial como del pequeño y mediano productor agrario.

Comentarios

Déjanos un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *